reconoce sus orígenes

Tía María: Van cuatro víctimas mortales. Los violentistas están en el Gobierno

Publicado: 2015-05-25

Juan Manuel Benites, Ministro de Agricultura, encargado por el presidente Humala de liderar el tema de Tía María -según sus propias palabras- se despachó a su regalado gusto en la entrevista dominical del diario El Comercio. 

Este oscuro y casi incognito personaje, creyó sin duda que al amparo del Estado de Emergencia decretado sobre la provincia de Islay, tenía cancha libre para sacar el machete y cortar las cabezas que quisiera. Pronto se dará cuenta que en política no bastan los deseos, hace falta tomar conciencia de la relación de fuerza cuando hay bandos enfrentados, que es lo que sucede en el Valle del Tambo, donde la población resiste con fiereza la pretensión del gobierno de hacer viable el proyecto Tía María de la empresa Southern .

Podrá el gobierno llenar sus campos de policías y militares, podrá poner en acción a sus servicios de inteligencia para intentar descabezar la protesta, pero no logrará doblegar la oposición masiva de los agricultores y pobladores de sus 6 distritos (*). Al igual que en Cajamarca, también en Islay la experiencia de vida es más concluyente que cualquier discurso, mesa de dialogo, o EIA. El pasivo medioambiental que deja la empresa Southern Copper en toda la macro región sur es escalofriante: contaminación de tierras, aire y mar que afectan a la agricultura, los ecosistemas y la vida misma sin revertir en desarrollo económico y social en la región.

Por eso, digan lo que digan respecto a las bondades y beneficios de la inversión minera, la gente no les cree. No hay un solo caso que puedan exhibir como muestra de lo que dicen. Muy por el contrario, la regla parece ser, a más minería más pobreza. Este es un hecho de la realidad que explica el rechazo generalizado del pueblo al proyecto Tía María.

La tesis central del Ministro que encabeza la solución del conflicto es que hay “un grupo violentista que tiene el control”, razón por la cual hace falta “sacarlos del juego”. Gravísima denuncia del Ministro, que 60 días después de iniciado el conflicto no atina a mencionar nombre alguno y deja la puerta abierta para cualquier medida extrema contra los dirigentes de la resistencia popular.

Jugando en pared con su Ministro -luego del papelón donde cede la banda presidencial al gerente de Southern- Humala anuncia que su gobierno quiere el dialogo, pero claro con la policía y las FF.AA. ocupando Islay. Así no es posible dialogo alguno. Los manifestantes por su parte quieren la cancelación del proyecto Tía María.

Dice Humala que no quiere imponer el proyecto, que lo fundamental es el dialogo, que van a hacer todo lo que haga falta para convencer de las bondades del proyecto. O sea, el presidente se ha puesto Tía María al hombro y le pone punche. Igual que cuando dijo CONGA VA, Humala se la juega por la empresa.

Pero debería reparar en que se viene el paro regional del 27-28 de mayo, que hay numerosos conflictos sociales en curso y hasta una convocatoria a un paro nacional de las centrales sindicales para el 9 de julio. ¿Qué fichas jugará el gobierno? Según la lógica de su comportamiento empírico, reñido con el análisis, acentuará aún más la represión que ya lleva cobrada 4 víctimas mortales. Ese es el sentido del Estado de Emergencia, que según el facho Cardenal Juan Luis Cipriani debió haberse declarado hace tiempo. Nada de dialogo, esa es “una cojudez”, lo que hace falta es mano dura para hacer respetar el Estado de derecho. ¿Qué Estado de derecho? Aquel que permite que las transnacionales se salgan con la suya, que remata el interés nacional al mejor postor mientras la corrupción y la inseguridad se vuelven endémicas.

Bastaría que el gobierno suspenda indefinidamente el proyecto y lo someta a consulta popular en toda la zona afectada. En democracia el pueblo es el que manda. Pero claro, es mucho pedir a un presidente que usa la democracia de manera funcional a sus intereses, o sea solo cuando le es útil. Por lo tanto, una vez más será el pueblo el que tenga la última palabra.

Tito Prado (25-05-215)

MPGT – Frente Patriótico

CONSTRUYENDO EL FRENTE AMPLIO 

(*) El Decreto Supremo 040 - 2015 PCM que declara el Estado de Emergencia en la provincia de Islay consigna erróneamente 9 distritos en lugar de los 6 que tiene (Mollendo, Deán Valdivia, Islay, Cocachacra, Punta de Bombón y Mejía) lo cual pone en evidencia un desconocimiento absoluto de la realidad. Un botón de muestra de cómo se gobierna en Palacio.


Escrito por

Tito Prado

Dirigente Nacional del Movimiento Nuevo Perú y de la corriente interna SÚMATE


Publicado en